Acceso a clientes

Seguridad

12 de enero de 2020 12:25

La Paz: 30 años de cárcel para autores de la muerte de Sara

crimen-sin-castigo-la-bebe-keyla-sigue-desaparecida-y-los-feminicidas-obstruyen-la-justicia_362584 Inspección técnica ocular del feminicidio de Sara Evelyn P.. Foto: Archivo/ANF
AF-ANF-728x90px-Profesional-por-un-dia

La Paz, 12 de enero (ANF).- El Tribunal Tercero de Sentencia de la Ciudad de El Alto resolvió por voto conjunto, una pena de 30 años de cárcel sin derecho a indulto para Luis Javier Morales Herrera y María José Quisberth Flores, por el delito de Feminicidio, además de Trata y Tráfico. Ambos son autores de la muerte de Sara E.P.C. y la desaparición de su hija de siete meses al momento del hecho, registrado el 6 de octubre de 2015. 

“Después de seis horas de audiencia de alegatos de juicio, el Ministerio Público demostró con pruebas idóneas la autoría de ambos involucrados. El autor tuvo una discusión de dinero con la fallecida, luego la estranguló y se quedó con la niña, después junto a su pareja decidieron deshacerse de las pruebas del crimen”, sostuvo el Fiscal asignado al caso, Iván Cernadas.

El Tribunal determinó que Morales, padre de la niña y ex pareja de la víctima, cumpla su pena en el penal de máxima seguridad de Chonchocoro y Quisberth, su pareja, deberá cumplir su condena en el Centro de Orientación Femenina de Obrajes. 

De acuerdo a las investigaciones, el hecho se registró el 6 de octubre de 2015, cuando la víctima, Sara E.P.C, salió de su domicilio junto a su bebé rumbo al domicilio de Luis Javier Morales, su ex pareja,ubicado en la zona de Rosas Pampa, en la ciudad de El Alto, para resolver el pago de pensiones siendo el acusado padre de la menor.

Luego de dos días, el padre de la víctima presentó una denuncia sobre la desaparición de su hija y su nieta. 

Días después, la Fuerza Especial de Lucha Contra el Crimen (FELCC) de El Alto realizó el levantamiento del cadáver de una mujer de entre 20 a 25 años, y que fue identificada como la joven desaparecida. La autopsia reveló que la causa de la muerte fue por asfixia mecánica por estrangulamiento con un cinturón. 

De acuerdo a datos del Ministerio Público no se descarta la posibilidad de que la bebé aún se mantenga con vida, ya que a la fecha no ha sido encontrada. En la primera audiencia acusatoria, el feminicida confeso, Luis Javier Morales Herrera aseguró que también había matado a la niña “pero todas las referencias sobre el lugar donde supuestamente habría abandonado el cuerpo de la niña han resultado ser falsas”, señalaba la abuela de la bebé Keyla,los ocho días del feminicidio de su hija y desaparición de su nieta.

///ANF


ANF-336x90px-profesional-por-un-dia

Noticias relacionadas:

Wordcel
portal

Opinión

Noticias