Ir al contenido principal
Dolar: venta Bs 6,96 | compra Bs 6,86
GIF ANF suscríbete
 

Opinión

El tiro por la culata

26 de Febrero, 2024
Compartir en:
AMÉRICO SALGUEIRO CASSO

El 19 de febrero de 2024, la autocracia MASista y los empresarios privados celebraron el “Acuerdo económico, productivo y empresarial, de 10 medidas” (ANF) para resolver la escasez de dólares de los Estados Unidos de América (dólares) en el mercado boliviano de divisas. Una de las diez medidas es la “emisión de bonos del BCB en dólares” (ANF, 19/2/24). Analicemos los efectos de esta medida y determinemos si solucionará el problema.

La ciencia jurídica indica que los “títulos valores” son “derechos de contenido patrimonial, incorporados a un documento o a un registro, con aptitud para circular y dotados de autonomía” (Villegas, C. G.; “Títulos Valores y Valores Negociables”; 2004, p. 39). A su vez, los “bonos” son “derechos patrimoniales circulatorios y autónomos, emitidos en serie como valores negociables, que confieren a su titular derecho a una prestación dineraria a cargo de la emisora y otros derechos que derivan de su calidad de obligacionista o partícipe de un contrato de inversión/financiación celebrado con la emisora” (ídem, p. 1052). Los bonos que emitirá el Banco Central de Bolivia (BCB) son títulos valores. Adicionalmente, la palabra “divisa” significa “moneda extranjera” (RAE, 2001).

¿Para qué se emiten bonos? En primer lugar, la emisión de bonos es un medio de financiación externo que le permite a una entidad la obtención de dinero para sostener su operación. En segundo lugar y en política monetaria, especialmente respecto a un Banco Central, para realizar “regulación monetaria” (Villegas, C. G.; “Títulos Valores y Valores Negociables”; 2004, p. 1194) puesto que la emisión de bonos se realiza también a efecto de “absorber liquidez en el mercado monetario” (Pessoa, M. y Williams, M.; “Gestión de caja gubernamental: Relación entre el tesoro y el banco central”; 2012, p. 3, en: https://www.imf.org). En ambos casos el emisor del bono obtiene dinero del mercado de capitales. 

Entonces, debe tomarse muy en cuenta que las descritas finalidades no son separables. En el caso de un Banco Central sólo podrían distinguirse con fundamento en su política monetaria y hallar explicación cuantitativa en esta.

Dentro del caso concreto, el BCB necesita dólares y no los tiene porque la autocracia MASista depredó antijurídicamente sus Reservas Internacionales (RIN). Para cumplir el “Acuerdo económico, productivo y empresarial, de 10 medidas” (ANF, 19/2/24), el BCB pretende emitir/colocar bonos en el mercado boliviano y endeudarse a efecto de conseguir financiamiento de dólares para proveerlos a quienes los demandan en el mercado formal (p. ej. importadores).

Sin embargo, la autocracia MASista omitió tomar en cuenta que, cuando el BCB emita bonos para obtener dólares del mercado de capitales a efecto de sostener su fallida operación, al mismo tiempo absorberá liquidez en dólares del mercado monetario empeorando gravemente la actual escasez de dólares en el mercado boliviano de divisas y causando que su precio suba exageradamente; claro está, suponiendo que alguna persona, natural o jurídica, en su sano juicio, compre dichos “bonos en dólares” del BCB sabiendo que “La consultora internacional Fitch Ratings rebajó la calificación de incumplimiento de emisor (.) en moneda extranjera de largo plazo de Bolivia de ‘B-’ a ‘CCC, debido a la disminución de las (.) (RIN)” (ANF, 6/2/2024), significando dicha calificación (CCC) que “El  margen de seguridad [que otorga el BCB] es muy  bajo. El  incumplimiento [del BCB] es  una posibilidad real” (https://www.fitchratings.com/research/es/structured-finance/rating-definitions-26-05-2023).

Por tanto, respondiendo a la interrogante inicial, la evidencia jurídico-económica indica que, con la comprometida emisión de “bonos en dólares” por parte del BCB para supuestamente resolver la escasez de dólares, si es aceptada por el mercado, la temeraria autocracia MASista empeorará gravemente la escasez y causará severo incremento en el precio del dólar con la directamente proporcional devaluación del feble boliviano; todo, en insensato perjuicio de la empobrecida población nacional. En suma, el tiro por la culata.

El autor es abogado constitucionalista y procesalista

 

Etiquetas

Opinión

GONZALO CHÁVEZ ÁLVAREZ

Conviértase en opinador económico

GONZALO CHÁVEZ ÁLVAREZ
ALFONSO GUMUCIO DAGRON

Castigo divino

ALFONSO GUMUCIO DAGRON
CARLOS ARMANDO CARDOZO

Folie a deux

CARLOS ARMANDO CARDOZO