Sociedad

27 de marzo de 2017 08:02

Voces de la Amazonía: Implementación de "MiniMAPs", medida trinacional para gestión de riesgo ante inundaciones

Se trata de una iniciativa de cooperación y desarrollo conformada por instituciones públicas y privadas de las regiones Madre de Dios en Perú, Acre en Brasil y Pando en Bolivia.

MINIMAP FOTO Reunión de representantes del Minimap Gestión de Riesgos en Iñapari, Perú. Enero 2017. Foto. ANF

Por Carmen Julia Lujan y Jorge Luis Meruvia

Iñapari, Perú, 27 de Marzo (ANF).- Mientras existen conflictos  en algunas fronteras de nuestro país, al norte, en la Amazonía, bajo iniciativas denominadas MINIMAps, se trabaja en coordinación con Brasil y Perú para enfrentar eventos climáticos adversos como inundaciones y otras contingencias bajo la consigna de “Estar preparados para cualquier desastre en cualquier momento”.

Esta iniciativa trinacional, en primera instancia, se denomina  MAP, que engloba las regiones de Madre de Dios (Perú), Acre (Brasil) y Pando (Bolivia). Desde 1999, organiza acciones de instituciones públicas y privadas con el objetivo de coordinar planes de integración que coadyuven al desarrollo sostenible de la Amazonía noroeste.

El siguiente mapa detalla la region MAP:







https://daac.ornl.gov/LBA/guides/LC02_MAP_Fire_Indicators.html



Entre sus lineamientos  estratégicos se encuentran: la conservación del medio ambiente, educación,  gestión de riesgos y defensa civil, cuencas, derechos humanos, entre otros. De ahí su división en áreas temáticas o  MINIMAPs.

Actualmente, se llevan reuniones tripartitas bajo el área de MINIMAP gestión de riesgos y defensa civil para que entre estos tres países vecinos trabajen en equipo y enfrenten situaciones de desastres naturales, basándose en experiencias pasadas como inundaciones e incendios forestales. Además de la implementación de sistemas de alerta temprana.

“Si la sociedad civil se organiza, puede generar cambios. En 2015 tuvimos el  colapso de comunicación en Epiciolandia y Brasileia (Brasil) por inundaciones, pero si lo hubiéramos planeado mejor (la situación hubiera sido diferente). Del  otro lado, en Cobija había internet, celulares, etc. Las personas no pensaron, no estaban preparados para utilizar los recursos del otro país”, expresó Foster Brown, investigador y representante de la región del Acre.



Para Brown, los diversos eventos climáticos que azotaron la región noroeste de la Amazonía dejó al descubierto la necesidad de colaboración entre los tres países, pues existen recursos que pueden ser utilizados para mitigar los efectos, la atención de damnificados y en la restauración de  la normalidad.

Otro ejemplo que utiliza Brown refiere a la inundación de  2014 en la carretera del sur de Brasil en el estado de Rondonia, Brasil, que provocó que durante dos meses la región del Acre quede aislada y dependa del combustible y  comida del Perú.  

“Nosotros no sabemos si mañana estaremos ayudando al otro o estaremos recibiendo ayuda del otro”, concluyó.






En lo que va del año dos reuniones del MiniMAP se realizaron en Iñapari, Perú, para abordar la preparación ante inundaciones y la prevención de situaciones de riesgo. Una de ellas se enfocó en la puesta en práctica de un simulacro de mesa con un ejercicio  de evacuación ante posibles desastres.

Además, se abordó sobre la importancia del trabajo en equipo entre los tres países miembros del MiniMap para alcanzar una buena coordinación de acciones y un correcto manejo de información.

Esta elaboración de planes de contingencia y posibles escenarios de riesgo ante eventos extraordinarios, como vientos fuertes y lluvias intensas, resaltan que la preparación es fundamental y la práctica de  simulacros ayuda a la consecución de los objetivos planteados.





Participantes de la mesa de simulacro, Iñapari, febrero 2017. Foto: Sector de Estudios de Tierra y Cambios Globales, SETEM.



CJL-JLM//


ANF movil

Noticias relacionadas: