Banner Torres del Poeta GIF Acceso a clientes
banner movil Torres

Sociedad

21 de mayo de 2020 11:08

Renuncia el único médico intensivista del hospital Germán Busch de Trinidad

“No contamos con el equipamiento necesario y la infraestructura adecuada, pero aun así todo el personal de la UTI pone todo su esfuerzo y dedicación para dar la mejor atención, dicho esfuerzo que no es reconocido por la población y en especial por el mismo personal de salud”, apunta.

HGB Foto archivo: Los Tiempos

La Paz, 21 de mayo (ANF).- Miguel Camama Cajareico, el único médico intensivista y jefe de la Unidad de Terapia Intensiva (UTI) del hospital Germán Busch de Trinidad, renunció al cargo en medio de la pandemia del coronavirus luego de presentar problemas de salud por la intensas jornadas que llevaba adelante sin las mínimas condiciones básicas de equipamiento y salubridad para atender a los pacientes, que por la cantidad colapsaron la unidad.

“Recientemente presenté síntomas cardiológicos (opresión retroesternal) constatado a alteraciones electrocardiográficas, además de hiperglucemia y dislipidemia mixta, es por tal motivo que dejo mi cargo/ítem a disposición de su autoridad, me veo en la obligación de tomar tan difícil decisión”, se lee en la carta presentada por el galeno.

El profesional indicó que la actual pandemia ha desnudado la “grave condición” en que se encuentra el sistema de salud de la región con el “colapso de la Terapia Intensiva debido a la impresionante cantidad de pacientes” que recibe el hospital todos los días. 

“Esta situación se acentuó más ayer, y he recibido demasiada presión por parte de los familiares y amigos (en su mayoría personal de salud) de los pacientes internados en la unidad; dicha situación me afecta física y psicológicamente en mi vida familiar y sobre todo en mi función como médico responsable de la Terapia intensiva”, señala el galeno.

Esta situación se agrava porque la Unidad de Terapia Intensiva, del único hospital de Tercer Nivel del departamento, solo cuenta con seis camas y con escasa cantidad de médicos y enfermeras que no cubren el requerimiento mínimo para la atención de los pacientes complejos y graves que se presentan.

“No contamos con el equipamiento necesario y la infraestructura adecuada, pero aun así todo el personal de la UTI pone todo su esfuerzo y dedicación para dar la mejor atención, dicho esfuerzo que no es reconocido por la población y en especial por el mismo personal de salud”, apunta.

El presidente de la Sociedad de Medicina Crítica y Terapia Intensiva, Adrián Ávila, que viajó al Beni para reforzar la atención en salud, Informó que de los tres intensivistas uno renunció y los otros dos se encuentran aislados.

El miércoles, el Colegio Médico del Beni alzó su voz de alerta ante la dramática situación que se vive en esa región, debido a la explosión de casos de coronavirus (Covid-19) que dejó hospitales saturados, equipamientos insuficientes y profesionales salubristas sobrepasados y con déficit de personal. Demandaron “auxilio Inmediato” para afrontar la pandemia.

Las farmacias institucionales y de atención privada están desabastecidas por la alta demanda de medicamento. El centro Covid de 20 camas es insuficiente ante el crecimiento sostenido de casos de al menos 100 por día en la última semana.

El miércoles, el Ministerio de Salud reportó 154 nuevos casos positivos en Beni, lo que hace un total de 833 infectados en solo un mes en esa región.

/ANF/ 


Noticias relacionadas:

Opinión

Noticias