Banner Torres del Poeta GIF Acceso a clientes
banner movil Torres

Seguridad

13 de julio de 2020 19:17

Ramiro Llanos: "O hacemos un manejo hospitalario de las cárceles o más gente va a morir"

Los internos solo cuentan con tres uniformes de bioseguridad por cada sección, para que asistan a las audiencias virtuales o a recibir encomiendas, para una población de más de 2.500 internos.

SP Foto referencial.
ANF-UCB 728x90px

La Paz, 13 de julio (ANF).- El exdirector de Régimen Penitenciario, Ramiro Llanos, propuso un manejo aséptico y hospitalario de las cárceles del país para evitar mayores contagios y muertes por coronavirus, enfermedad que ya infectó a más de 150 internos y cobró la vida de al menos 40.

La exautoridad recordó que pese al “delito atroz” que pudieran haber cometido estas personas, es función del Estado, de la Constitución Política y de las leyes “garantizar la vida de las personas”.

“Hay que hacer un manejo aséptico, hay que hacer un control con protocolo tipo hospital, tipo clínica, todos (los internos) deben utilizar barbijos, todos deben lavarse las manos, todos deben estar aislados en sus pequeños ambientes, absolutamente aplicar los controles, sino va a morir más gente”, enfatizó.

Dijo que no deben abrirse las puertas del penal para visitas y no debería ingresar ningún paquete sin un previo control estricto; es decir, “tiene que ser como si estuviéramos en terapia intensiva, totalmente aséptico, esa es la única manera en que podemos parar el virus en cárcel”.

Llanos aclaró que no se trata de una sugerencia suya, sino que se trata de recomendaciones que se están trabajando en otras partes del mundo.

Indicó que en las cárceles del país la tasa de contagio es más elevada por el hacinamiento, donde por cada caso positivo hay 18 posibles contagiados.

Sin embargo, agregó, desde que llegó el virus al país, muy poco se hizo por preservar a los internos frente al virus. Medidas drásticas de salubridad “no lo ha hecho el Gobierno y no lo va hacer y va a venir la muerte”.

En la cárcel de San Pedro de La Paz el virus ingresó y en una semana cobró la vida de 11 personas. Los internos se quejan que, pese a los diferentes actos de donación de insumos de bioseguridad y limpieza, además de alimentos, que ven en la puerta del penal, durante estos más de cuatro meses solo recibieron un jabón de las autoridades. No hay barbijos ni alcohol en gel y menos medicamentos. Denuncian corrupción y negociado de los delegados de los internos con los insumos y alimentos donados.

Los internos solo cuentan con tres uniformes de bioseguridad por cada sección, para que asistan a las audiencias virtuales o a recibir encomiendas, para una población de más de 2.500 internos.

Las posibilidades de distanciamiento social son mínimas por el hacinamiento que supera el 360%. Los lugares de aislamiento para casos sospechosos son pequeños y para los casos positivos aún peor. La Grulla es un lugar de castigo, con celdas estrechas, ófrico, frío y antihigiénico, y que ahora sirve para aislar a los casos positivos de Covid-19.

“Si hacemos un control aséptico tipo un centro de aislamiento hospitalario, vamos a salvar vidas, pero si no se hace eso y no se está haciendo, va a venir la muerte, no hay más, no podemos mentir a la población, va a venir la muerte”, apuntó.

/ANF/

Suscríbase
Si desea recibir y tener acceso a la más completa información de Bolivia, debe suscribirse a uno de los planes que le presentamos a continuación.

Ver planes de suscripción

ANF-UCB 336x90px

Noticias relacionadas:

portal

Opinión

Noticias